Sáb. Jul 11th, 2020

EL MES DE LA ALEGRÍA EN TUNJA

Nuestra bella ciudad de Tunja este mes se engalanará con la famosa festividad del Aguinaldo Boyacense, donde durante más de 6 décadas se han venido desarrollando un sin número de actividades que han hecho de esta celebración una de las fiestas más populares de Colombia.

Foto: Alcaldía de Tunja

Por: Clemencia Fonseca

“Llegó diciembre con su alegría, mes de parranda y animación…” Inicia la popular canción que se escucha en ésta época del año y que es el preámbulo a la celebración de la navidad y las fiestas de fin de año, trayendo consigo no solamente alegría, sino también recuerdos y nostalgia.
Nuestra bella ciudad de Tunja este mes se engalanará con la famosa festividad del Aguinaldo Boyacense, donde durante más de 6 décadas se han venido desarrollando un sin número de actividades que han hecho de esta celebración una de las fiestas más populares de Colombia.
A mediados del siglo pasado el significado de aguinaldo se limitaba solamente a la entrega de un regalo, gratificación o dádiva a un empleado o subordinado por parte de su patrón para la fiesta de navidad y es ahí en donde por iniciativa de un sargento de la policía, nace la idea de hacer de ésta fecha una celebración más popular e importante y con la colaboración de algunos compañeros de la Institución decidieron disfrazarse de matachines y desfilar por las principales calles de la ciudad, llevando un gran derroche de alegría que impartían especialmente a los niños y a cuantos adultos encontraban por el centro de la ciudad.
Esta iniciativa dio origen a una fiesta en donde las clases sociales no hacían diferencias entre ricos o pobres ni entre niños o adultos, en donde la alegría y el respeto iban de la mano, porque en esos nueve días de aguinaldo se respiraba un aire de felicidad y celebración, la gente acudía a la plaza de Bolívar en grupos disfrazada con máscaras hechas en casa y ponchos alusivos a la festividad, para ser espectadores de las diferentes actividades que se presentaban y compartir momentos agradables con amigos y familiares tirando confetis y serpentinas por doquier.
Es así como nace el Aguinaldo Boyacense, una fiesta que ya a finales de los años 60 se hace tan popular que cuenta con la participación del comercio, el sector bancario, el sector estatal y la empresa privada, a la cabeza del Alcalde de la ciudad y se ve acompañada de una serie de actividades en las que se incluyen el desfile de carrozas, comparsas y ritmos folclóricos, entre otros.
Con el pasar de los años fue tan exitoso el desarrollo de esta festividad que empresas importantes de la ciudad comenzaron a implementar la iniciativa y se hizo tan participativa que por ello nace el concurso de carrozas que año tras año superaba a la anterior en su esplendor y belleza y la realización de las famosas verbenas populares en la plaza de Bolívar con la presentación de orquestas y cantantes importantes a la época.
Este año el Aguinaldo Boyacense cumple 63 años, está institucionalizado y es catalogado como patrimonio Cultural. Se celebra del 16 al 22 de diciembre cada año y se destaca por ser la fiesta más antigua del país, conocida por el sin número de eventos y atracciones entre las que se encuentran: el desfile de carrozas, comparsas, eventos, musicales, culturales, deportivos, concursos infantiles, presentaciones de artistas de talla nacional e internacional; por eso hay quienes lo denominan LA FIESTA GRANDE DE TUNJA PARA EL MUNDO.
 
 

Deja un comentario